lunes, 5 de abril de 2021

La última ciudad del mundo


Título: La última ciudad del mundo
Autor: Héctor Espadas López-Tello
Páginas: 335
Año de edición: 2020
Género: Ciencia ficción


Opinión personal
Como sabéis, siempre me ha costado acercarme a la ciencia ficción, me tiene que llamar mucho el libro en cuestión. De todas formas, mis contadas incursiones en el género me han traído gratas sorpresas; como es el caso del libro que hoy os traigo, que, ya de entrada, lo primero que me llamó la atención es que transcurría en mi tierra, solo que en un futuro lejano.

Antes de hablaros de él, quiero decir que ya la dedicatoria, al abrir la primera página, me conmovió:

"A Chucky, el mejor gato amigo del mundo. No pude terminar de leerte esta novela."

Un pequeño detalle que me hizo entrever que su autor es sensible, amante de los animales y en especial de los gatos (como yo), así que por ahí empezamos bien. ^^

La historia se ambienta en un futuro postapocalíptico en el cual, tras la última Gran Guerra (cuando los humanos terminan de devastar el planeta por culpa de sus estúpidas y continuas diferencias), solo una única ciudad sigue en pie: Neobética, ubicada en el valle del Guadalquivir.
La gente parece haber involucionado (mentalmente, al menos), pues ahora todo lo rige una fuerte corriente religiosa, y los ciudadanos viven sometidos a estrictas normas dentro de la ciudad. Fuera de sus muros solo queda radiación, insalubridad y peligros que muy pocos conocen.

En este marco tan adverso conocemos a Yago, un joven patrullero que se dedica a supervisar torres de antena a kilómetros de la ciudad, en el exterior, adonde muy pocos se atreven a ir por temor a carroñeros y criaturas mutadas por el hostil entorno. Una profesión que se está perdiendo, pues cada vez quedan menos patrulleros.
Y al volante de su vehículo (en el que pasa largos días de aquí para allá, equipado con todas las prestaciones posibles para que resulte habitable), lo acompaña Iris, una inteligencia artificial con la que comparte confidencias, conversa y hasta discute en ocasiones, que llena un poco su solitaria rutina.

"Aunque sintética, era una molécula de ADN donde, además de su complejo algoritmo, había guardado todo el conocimiento del hombre. Quizás una vida artificial, pero una vida al fin y al cabo. Aunque en algún momento pensó que su inmortalidad podría causarle un infinito sufrimiento cuando se quedara sola, no fue capaz de configurarla para que se apagara definitivamente en una fecha concreta. Tampoco quiso capacitarla para desconectarse a sí misma, ya que pensó que un berrinche o una pequeña depresión podrían inducirla a un suicidio prematuro."

Las veces que Yago regresa a la ciudad, en esos pocos días que transcurre dentro de sus muros se ve con Berta, una mujer con la que se siente a gusto. Ambos se desean, pero sus encuentros siempre son a escondidas, pues bajo este yugo dogmático que gobierna la sociedad actual (atrás quedaron el antiguo ateísmo y el libre albedrio) todo lo que está fuera del matrimonio es censurable.
Berta (que por cierto es operadora de radio) sueña con, algún día, escapar lejos, y su mirada a menudo está puesta en las estrellas. El planeta empieza a marchitarse, y la mujer se dice a sí misma que alguna oportunidad tiene que haber allá arriba para ella.

Por otro lado, en el pasado Yago tuvo un amor de juventud llamado Olivia, una chica curiosa y aventurera que, por circunstancias de la vida, tuvo que dejar atrás, al verse obligado a abandonar las ruinas de Nueva Gades. Con el tiempo aprende a olvidarla, pero... ¿qué habrá sido de ella?
No quiero contaros más, pero en la historia irán apareciendo más y más personajes, como un padre y un hijo árabes, únicos tripulantes de una nave que orbita desde hace una eternidad alrededor del planeta (este binomio me resultó de lo más curioso), o una misteriosa mujer de otra galaxia que desciende a la Tierra con fines que desconocemos, o un insólito ser mitad perro, mitad ciborg que sobrevive como puede en este mundo salvaje, y otros tantos personajes que, en mayor o menor medida, tienen su protagonismo.


Mientras me adentraba en esta novela con aires a Mad Max, al principio no entendía adónde me quería llevar la historia (una historia que comienza con una letal lluvia ácida), cada vez con más personajes y subtramas, pero no me importaba, pues el paseo fue todo un disfrute. Poco a poco los distintos caminos parecen ir confluyendo en uno solo y el azaroso devenir de los distintos protagonistas va cobrando sentido.

A pesar de ser de corte futurista, el ambiente es muy cercano y bien reconocible, pues el estilo del autor es sencillo pero con una prosa cuidada y elegante, lo que se agradece, porque consigue que te zambullas en la historia con suma facilidad.
El final, aunque tiene cierto punto agridulce, reconozco que es el idóneo, no podía acabar de otra forma. Me dejó con ganas de más, sí, pero en el buen sentido.

Si, como yo, sois de los que os cuesta acercaros a la ciencia-ficción, os recomiendo que le deis una oportunidad. Si, por el contrario, sois asiduos al género, no podéis perderos esta interesante novela que te hace desconectar y meterte de lleno entre sus distintas tramas ya desde las primeras páginas.

Por cierto (si no lo digo, reviento), Héctor tiene una sección en su web llamada "Cuentos insólitos" que, si os pasáis, veréis que merece mucho la pena. En ella recoge relatos cortitos suyos que son verdaderas joyas. Podéis acceder a ellos pinchando aquí.




30 comentarios:

  1. Muy pocas he leído de ciencia ficción pero me han gustado mucho porque he ido sobre seguro y además creo que no es ciencia ficción pura. Lo que me pasa con estas novelas es que son muy deprimentes en el planteamiento aunque luego haya siempre por dónde escapar. No sé, no creo que me anime.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, si no lo tienes claro mejor dejarlo pasar. A mí me sorprendió gratamente.

      Un beso, Norah ;)

      Eliminar
  2. Me ha gustado mucho la propuesta. Me lo apunto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estupendo, Rocío. Pues ya me contarás qué tal y comparamos impresiones.

      Un beso ;)

      Eliminar
  3. Yo con la ciencia ficción no me termino de llevar bien...

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo sé. Tal vez a Tony podría gustarle más.

      Un beso, Tamara ;)

      Eliminar
  4. Hola, Ray;
    A mí también me cuesta la ciencia ficción y la fantasía pero estoy superando estos complejos lectores que tengo y cada vez leo más estos géneros. Lo tendré en cuenta y lo llevo anotado.

    Un besazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genial, pues espero que lo disfrutes tanto o más que yo.

      Un beso ;)

      Eliminar
  5. Hola! Es un género que me gusta pero que casualmente leo poco, no suena mal esta historia. Gracias por el descubrimiento.
    Un Beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, me pasa como a ti, Jani, pero de vez en cuando me da por probar y, hasta el momento (toquemos madera), he tenido suerte con las lecturas de este género.

      Un beso ;)

      Eliminar
  6. Hola.
    No conocía el libro pero me gusta lo que cuentas de el, así que no me importaría darle una oportunidad en un futuro.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te llamara la atención, Carolina, espero que acabes dándole una oportunidad.

      Un beso ;)

      Eliminar
  7. ¡Hola!
    No me desagrada la Ciencia ficción pero no suelo leer mucho ese género (y me gustaría leer más). Pues tiene muy buena pinta y premisa este libro, así que me lo voy a llevar apuntado (aunque tengo la sensación de que ya lo conocía o me suena de algo xD).
    Un beso ^^.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estupendo, a ver qué te parece. El autor es gaditano pero acabó viviendo unos años aquí en Sevilla, no sé si te sonará de eso.

      Un beso ;)

      Eliminar
  8. ¡Hola Ray!
    ya sabes que me gustan los mundos postapocalípticos y distópicos (en los libros o pelis, claro, jeje) y me parece muy curioso lo que cuentas sobre esta novela. La anoto porque además aunque no leo mucho de ciencia ficción, no me desagrada. Por cierto, que bonita la dedicatoria a su gato, no me extraña que te llamara la atención, a mi también me gusta la gente que quiere a los animales y en especial a los gatos, ya sabes que yo soy muy gatuna
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, se nota que está escrito con mimo, cuidando cada pequeño detalle de la novela. Sin duda un autor a tener en cuenta. Totalmente, se ve que es gatuno como nosotros, pero además he podido comprobar que es de mi misma quinta (del 79), y encima cinéfilo, así que por ahí nos parecemos. ^^

      Un beso, Marian ;)

      Eliminar
  9. Hola, leo ciencia ficción en contadas ocasiones, aunque como tu he tenido suerte y me ha gustado lo que he leído. Tomo nota de tu recomendación. Besinos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos pasa igual, entonces. Pues nada, si finalmente te animas estaré pendiente de tus impresiones.

      Un beso, Mar ;)

      Eliminar
  10. Hola Ray!! Me alegro de que lo hayas disfrutado tanto, anotado queda. ¡Fantástica reseña y gracias por tu recomendación! Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estupendo, Ana. Me alegro de que te llamara la atención.

      Un beso ;)

      Eliminar
  11. Hola Ray, me llama la atención el título pero te diré que la ciencia ficción la prefiero en el cine. Muy pocas veces la he leído, pero me alegro que la hayas disfrutado. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, normalmente me pasa como a ti, la prefiero en el cine, pero de vez en cuando me cruzo con algún libro de estos que merecen la pena. Y lo que al principio llamó mi atención fue que transcurre en Sevilla, solo que en un futuro lejano.

      Un beso, Marisa ;)

      Eliminar
  12. A mí también me cuesta, aunque acierto con los títulos que escojo. Tomo nota. Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Genial, Rocío. Espero que lo disfrutes cuando sea que lo leas.

      Un beso ;)

      Eliminar
  13. Me gusta la ciencia ficción, pero dependiendo de qué tipo. Lo de aires de Mad Max en principio no me tienta... Voy a indagar un poquito más por ahí.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, hay partes que transcurren en el espacio, en una nave. A lo mejor por ahí te atrae más. En ese sentido, las distintas subtramas se desarrollan en sitios diferentes, no todo es entorno árido o de abandono.

      Un beso, Anabel ;)

      Eliminar
  14. Hola.
    La verdad es que es como dices, no me gusta especialmente la ciencia ficción, pongo a parte Star wars porque para mí es especial, pero me cuesta mucho adentrarme en otros mundos, así que puede que le de una oportunidad.
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, todo es probar, a lo mejor lo disfrutas. Yo nunca he sido muy de Star Wars, aunque me las he visto todas y me resultan entretenidas. Sin embargo, la serie The Mandalorian sí me gustó mucho, creo que está a un nivel superior a la saga.

      Un beso, Rubí ;)

      Eliminar
  15. Fíjate, que a mí me cuesta especialmente con la cifi moderna española, y me da una rabia...

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, bueno, ya llegará ese libro que te haga querer adentrarte en este mundillo.

      Un beso, Shorby ;)

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...